Zona Verde. La innovación más responsable

HAZ1 mayo 2008

Concienciar a la gente en reutilizar un producto que, en principio, parece no tener utilidad ya no es una utopía. Se puede hacer realidad y prueba de ello es el trabajo llevado a cabo por la empresa granadina Zona Verde Consumibles, una pyme que se dedica a la recogida, reciclaje y distribución de cartuchos de impresión Ink Jet, láser y fax, y que recientemente ha sido galardonada por la Asociación de Jóvenes Empresarios de Andalucía con el IV Premio Joven Empresario Andaluz.

Ubicada en Granada, la empresa que preside Rosa María Aguilera, se puso en marcha en 2004 con el objetivo de vender en toda España cartuchos reciclados a precios más baratos que los cartuchos originales, sin perder por ello calidad. «Al principio se trataba de un negocio que nadie imaginaba que nos llevaría tan lejos», reconoce Ismael Gómez, el director comercial de Zona Verde Consumibles y uno de sus sociofundadores, además del ‘ideólogo’ de la filosofía de esta pequeña empresa que, desde su constitución, ha pasado de contar con cuatro empleados a tener 32, aunque en este 2008 espera alcanzar los 47 trabajadores.

«Yo trabajaba para otra compañía y visité una feria de franquicias con la intención de buscar algo nuevo, relacionado con el medio ambiente y el reciclaje. Había empresas que se dedicaban a franquiciar este tipo de negocio pero de un modo muy humilde, en plan negocio de barrio, podríamos decir», rememora. «Me quedé con la idea y se la presenté a los que ahora son mis socios (mi mujer, mi hermano y mi cuñada). A todos nos pareció tan interesante que dejamos nuestro trabajo para volcarnos en este proyecto. Pusimos ganas y dinero, y nos salió bien», confi esa.

Con la intención de concienciar a la sociedad de la importancia que tiene el vertido sin control de estos productos, muy dañinos para el medio ambiente ya que contienen diferentes materiales contaminantes –como plásticos, metales conductores de electricidad y magnéticos, y tinta–, Zona Verde Consumibles se dedica a recoger los cartuchos usados de las empresas a través de unos contenedores, especiales denominados ‘Ecotoner’. Cuando las empresas depositan sus cartuchos, Zona Verde se ocupa de hacer una preselección de los mismos para verifi car su estado y funcionamiento. Posteriormente, los cartuchos se limpian y se procede a su vaciado interior, para que queden libres de residuos. A continuación, se efectúa el ‘llenado’ para asegurar un correcto funcionamiento del producto. Todos los cartuchos se someten a pruebas de impresión para garantizar su funcionamiento durante, al menos, un año. Gómez subraya que «no todo el producto que se recoge, se recicla» porque «no todo vale». «Existen deshechos que vienen rotos y no tienen la calidad sufi ciente para volver al mercado», añade.

De todos modos, Zona Verde también predica con el ejemplo ya que los residuos que no superan el control de calidad se envían a una gestora fi nal que se ocupa de su tratamiento. «Hacemos un seguimiento del producto desde que se recoge hasta que se vende. A lo largo de este proceso nos ocupamos de no verter nada al medio ambiente porque nuestro objetivo principal es desempeñar una actividad relacionada con la protección del entorno y aportar todo lo necesario para evitar la contaminación y fomentar el reciclaje», insiste Gómez.

Sin embargo, este experto lamenta que «lo que ocurre después de la venta, es imposible de controlar porque habrá quién lo tire a la basura y quién lo lleve a los puntos limpios». Aún así, alaba «la buena reacción» de un público que «tenía muy malas experiencias con el tema del reciclado».

IMPORTANCIA DE LA SENSIBILIZACIÓN. Pero el trabajo de Zona Verde Consumibles va más allá del ámbito empresarial. Conscientes de la necesidad de sensibilizar a los más jóvenes, esta pyme lleva a cabo charlas educativas, tanto en centros públicos como privados de la zona, para concienciar a los alumnos y evitar que los cartuchos acaben en la basura. Además, en todos los centros en los que se imparten estas charlas, se instala un ‘Ecotoner’.

La preocupación medioambiental de la empresa también se refleja en sus propias instalaciones ya que una gestora final se encarga de tratar los residuos que se generan en la actividad de las oficinas, como papeles, cartones o fluorescentes. Estas instalaciones están adecuadas para el desarrollo de su actividad, por lo que poseen las certificaciones ISO 14001 e ISO 9001.

Además, en materia de Responsabilidad Social, Zona Verde Consumibles ha alcanzado un acuerdo con Cruz Roja destinando un donativo a esta ONG en concepto de ayuda a su labor. «Queremos implantar esta idea a nivel nacional ya que por ahora sólo se hace en provincias. Será más adelante, cuando contemos con más gente y dinero», augura el director comercial.

De todos modos, Gómez lamenta la actitud de la Administración en materia medioambiental. «Las instituciones no facilitan nada. Para ellos es muy gratificante que haya una empresa que se dedique a esto y que les ofrezca dinero; se mueven por el tema económico, no el medioambiental», denuncia.

Actualmente, la empresa ofrece sus productos en España así como en Portugal, Francia, Italia y Marruecos. Respecto a la facturación, ha crecido un 38 por ciento, al pasar de 220.000 euros a 2,3 millones de euros en el último año. «Esperamos cerrar este año con una facturación cercana a los 3 millones de euros», indica Gómez. Estos datos sitúan a Zona Verde Consumibles como la segunda de España en facturación dentro de este sector industrial.

Respecto a la evolución del sector, Gómez reconoce que hace años «apenas había maquinaria y se hacía todo artesalmente». «Nosotros desarrollamos nuestras propias máquinas porque mi hermano ha trabajado durante muchos años de mecánico; nos gusta mucho inventar y desarrollar maquinaria que facilite el trabajo y que garantice que el producto sea homogéneo». «En tres años todo ha avanzado pero aún queda trabajo por hacer», apostilla.

UNIÓN DE LAS FUERZAS. El reciclado de cartuchos supone la unión de dos sectores que están en auge: la informática y el medio ambiente. En este sentido, la cadena de distribución Eroski y la organización ecologista WWW/Adena volvieron a poner en marcha a finales de 2007, y por quinto año consecutivo, una campaña para fomentar el reciclado de cartuchos de tinta de impresora.

Por otro lado, desde 1997, la empresa Pelikan Hardcopy cuenta con el programa de recogida selectiva ‘Recycling for the Future’ que permite reciclar un elevado porcentaje de los componentes de los cartuchos de tinta. En la misma línea se sitúa el programa medioambiental de Xerox, el proveedor más grande del mundo de fotocopiadoras de tóner, que, desde su nacimiento en 1991, ha conseguido reducir en 900.000 toneladas los residuos electrónicos que acaban en los vertederos. Sólo el año pasado, el ‘Green World Alliance’ de Xerox evitó que 2,7 millones de cartuchos y tóneres y casi 5 millones de kilos de residuos llegaran a los vertederos, utilizando diferentes técnicas de reutilización o reciclaje, siempre teniendo en cuenta la calidad del producto final.

Este programa se centra en dos aspectos fundamentales: la reutilización y reciclado de suministros y productos, y la reutilización de sus componentes. Además de evitar el envío de residuos a los vertederos, esta iniciativa ha reportado a la compañía más de 2.000 millones de dólares, unos 1.360 millones de euros.

Según un reciente estudio del fabricante de impresoras Lexmark sobre la conciencia ecológica en los centros de trabajo europeos, el 81% de los españoles afirma tener una actitud «respetuosa» con el Medio Ambiente en la oficina. El estudio también sostiene que en las oficinas se ahorra cada vez más papel al leer, por ejemplo, los documentos en el ordenador antes de imprimirlos, o al utilizar las hojas por las dos caras. Sin embargo, aún queda camino por recorrer respecto al escaso reciclado de cartuchos de impresora o tóner, ya que tan sólo un 48% de los entrevistados los deposita en la papelera de reciclaje, mientras que un 17% los tira directamente a la basura. Zona Verde Consumibles aún tiene trabajo por delante.

POR LAURA M. CARRERA
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.