La formación como herramienta para reducir la brecha digital del mundo rural - Revista Haz

La formación como herramienta para reducir la brecha digital del mundo rural

Más de 4.000 personas y 180 pequeñas empresas rurales se han beneficiado de los cursos de formación en digitalización y tecnologías de la información, impulsados por Afammer y Endesa.
HAZ13 abril 2022

Afammer (Confederación de Federaciones y Asociaciones de Familias y Mujeres del Mundo Rural) y Endesa han contribuido a la reducción de la brecha digital del medio rural a través de su programa Iluminación digital para pymes del medio rural, que nació para corregir la pérdida de competitividad que han sufrido las pymes rurales por el desfase tecnológico entre estas y las ubicadas en grandes poblaciones, y que ha afectado de manera especialmente crítica en el período del confinamiento.

Este programa ha contado con un alto nivel de participación: el 85% de las personas inscritas han finalizado la formación, una cifra muy alta considerando que su acceso era gratuito, y las regiones en las que ha generado mayor interés han sido Jaén, Tarragona, Huesca y Teruel.

El programa, dotado con 615.000 euros, se enmarca en el Plan Endesa de Responsabilidad Pública ante el covid, que la empresa puso en marcha en marzo de 2020 para ayudar en la lucha contra el impacto de la pandemia y que, en esta fase, se centra en ayudar a la recuperación económica y social del país.

La iniciativa ha ayudado a que 180 pymes rurales, ubicadas en Galicia, Aragón, Madrid, Extremadura, Andalucía, Cataluña y Canarias, pudieran ampliar sus competencias digitales impulsando sus conocimientos y herramientas en comercio electrónico y, de esta forma, poder cubrir las necesidades de unos consumidores que cada vez optan más por hacer sus compras de manera online.

Para José Manuel Cebollada Sebastian, dueño de una gasolinera en Calamocha (Teruel), esta experiencia le ha “abierto los ojos a la nueva realidad del comercio en el medio rural. Hoy en día, las zonas rurales en España se están vaciando y gracias al e-commerce se nos abren más posibilidades de cara al mantenimiento y mejora de nuestro negocio. Es una herramienta fundamental”, asegura.

Por su parte, María Eugenia Medina González, al frente de una pyme en A Rua (Ourense) ha remarcado la importancia de la coyuntura actual: “Estamos en un momento en el que el incremento de clientes es fundamental. Durante la pandemia fuimos conscientes que teníamos un hueco importante en la venta online. Cuando se nos propuso hacer está formación, fue el momento de enfrentarnos a esta realidad”.

De las 180 micropymes y pequeñas empresas que se han formado en e-commerce con este programa, se seleccionaron 152 para la realización de una prueba piloto que les ha permitido implementar su tienda electrónica de manera gratuita. Además, estas 152 pymes han recibido un ordenador portátil con el que poder desarrollar las competencias aprendidas y mantener su negocio online.

Nuria Cesar López, propietaria de una tienda en Tabernas (Almería), ha sido una de las afortunadas en recibir este material informático: “Lo mejor del programa es que ha sido completo: formación, realización de un e-commerce, un ordenador portátil para poner en práctica lo aprendido y manejar mi tienda online”. Este programa le ha permitido comenzar su negocio online y ella está desarrollando ya su estrategia de marketing digital.

Los profesionales de las pymes que han participado en el programa han contado con asesoramiento, formación y la información necesaria para mejorar el funcionamiento de sus empresas y adaptarlas a las exigencias del mercado digital.

Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.